Ir al contenido principal

Entradas

Ahí vamos 2.0

He tratado de escribir, de publicar, pero como que las palabras no me dejan satisfecha del todo. Entonces lo procrastiné, luego estuve ocupada terminando, por fin, la carrera (créditos, prácticas, eso que dejé para lo último) y los asuntos del trabajo. Así que, pese a que todo ha estado en calma, no he podido escribir nada. Cuando decidí hacerlo, mi computadora murió llevo semanas sin mi equipo :( planeo comprar una, todavía no sé cual, pero sé que será pronto, espero que sea pronto. 
Me limito a usar cualquier computadora disponible ya sea en la uni o el trabajo, además de aprovechar al máximo mi teléfono, ese fue uno de los grandes aciertos que he hecho, es un equipo muy bueno y la compañía telefónica es de lo mejor (no, no es telcel, ya nos divorciamos).
Pero nada se me ocurre más que contar que... todo va... bien, sí. Digamos que estoy en modo automático, zona de confort, no tan confort, pero si estoy cómoda. Tengo menos pendientes, pero aún me muero de ganas, ardo en deseos inme…

Berrinches

Estuve todo el santo día de mal humor, ¿por qué? Porque sí, ni idea. Estoy enojada por estar enojada, y luego la gente simplemente no coopera, así que básicamente me cago en todo y en todos.
Y me quejo aquí porque no me basta quejarme con la gente a mi alrededor. Me molesta todo. Odio todo. Odio haber llegado tan tarde a la casa y estar de malas aún, odio no poder pintarme a gusto las uñas, odio que no respondan mis pinches mensajes, odio a las mujeres de cejas rasuradas y pintadas con plumón sharpie. Odio todo y a la gente lenta para subir o bajar de un pinche taxi. Odio que youtube me quiera obligar a instalar la mugre nueva actualización de la app, odio a la gente que no come queso, odio con Odio jarocho a los veganos, odio a la gente mamona que se la pasa en un starbucks. Odio ponerme sentimental a cada maldito rato y terminar llorando por lo que sea. Odio todo.Au Revoir!!!

Soundtrack de una adolescente en 2006 / 2007

Yo fui una adolescente wanna be punk-rocker acomplejada con lo emo, odiaba que insinuaran que lo era. La música por supuesto que fue parte fundamental, sobre todo después de una de las mil discusiones con mis padres  por mi actitud ''rebelde'', siempre respondona y culpándolos de ''no entenderme'', no quererme... es que eran mis enemigos en ese entonces.
Y yo, de niña ''ruda'', me encerraba sin cenar en el cuarto como si eso fuera a dañar a mis padres, el punto era hacerlos sentir culpables por no entenderme y luego culparlos por no sentirse culpables, una completa idiotez.
¿Qué escuchaba a todo volume? Pues...

Mi príncipe azul era Gerard Way, no había uno más guapo. Ahora que lo veo, no estaba tan atractivo, pero cuando eres puberta te dejas encandilar por cualquiera... aún lo amo.

La clásica, clásica después de discutir con mi papá por ser tan, tan yo, era:



Por supuesto, luego de 10 años me doy cuenta de que lo único que necesitaba er…